contacto[arroba]digitallearning.es

Probando el software libre

En los cursos o en el blog, hemos animado  a los usuarios de Windows,  a utilizar aplicaciones de software libre (SL). Por ejemplo OpenOffice, Firefox o el editor de páginas web NVU/Konqueror, que corren también sobre este sistema operativo. Son fáciles de instalar y gratuitas.

Luego, es el alumno/usuario el que tiene la última palabra. No nos gusta el ‘fundamentalismo’ en estas cuestiones, sino que cada cuál, valore y juzgue la calidad de los productos y si cubren sus necesidades. Si así lo hacen, creemos que la filosofía de código abierto es un plus y merece apostar por ella.

Es (como comenté ayer en la jornada de !BarraLibreCamp de SL), lo que tan bien expresó Madame Du Deffand en los tiempos de la Ilustración francesa: ‘Hay que abrirles los ojos a la gente, no sacárselos’ Y creo que se está en esa línea.

Dentro de esta filosofía está el curso on-lineLinux para principiantes‘ que ya anunciamos ayer.  En él, Ubuntuhemos hecho hincapié en la facilidad de probar Linux por alguien que tiene instalado  Windows en su PC.

Para ello, tratamos además de la conocida opción de arrancar desde CD, la posibilidad de instalar Linux como una aplicación más de Windows. Es una forma mucho más funcional de probarlo: va más rápido, nos permite guardar las configuraciones y cualquier fichero que generemos y nos permite acceder y trabajar con todos los ficheros que teníamos en Windows  (documentos de texto, hojas de cálculo, música, vídeos,…).

Este fue uno de los motivos por los que elegimos la distribución Ubuntu 10.04 para este curWubiso, ya que nos da esta posibilidad a través de WUBI (Windows-based Ubuntu Installer). No es casualidad, tratándose posiblemente de la distribución más popular de Linux, con una clara vocación de servicio para el usuario final.

Algunos dirán que no es la instalación ideal. Por supuesto está la virtualización o la instalación real en partición de disco (las trataremos en un curso un poco más avanzado, ya en preparación). No obstante, para alguien que quiere tener una primera impresión de cómo es Linux, aprender a manejarlo de forma básica y comprobar si le gusta y sirve, cualquier ‘complicación’ que evitemos  facilita sin duda las cosas. A partir de ahí, esperamos que decida seguir dando pasos hacia el SL, siempre que éste sea de calidad.